sábado, 28 de marzo de 2015

Genaro trail advance.

   Hoy nos toca en el Berrueco. El Berrueco se encuentra en el norte de la comunidad de Madrid, en las últimas estribaciones de la sierra de Guadarrama.
   El núcleo de la población se encuentra en un terreno llano, a las espaldas de la sierra de la Cabrera  y justo enfrente del embalse del Atazar.
   Hasta allí nos desplazamos Txule, Antonio y un servidor, Capi. Después de una visita guiada por los "paisajes" de la M-50 a cargo de Antonio, paramos a repostar el vehículo y de paso a tomar un café, algo negro y aguachinao, je je je.
   Llegamos al pueblo con tiempo suficiente para aparcar muy cerquita de la salida. Después de recoger el dorsal y chip, contactamos con el cuarto integrante del club Bikilamanjaro, Ivan.
   Después de los saludos tenemos tiempo de tomarnos otro cafetito. Esta vez si, un cafetito con todo su aroma y sabor. Antes de ir a cambiarnos una fotito para inmortalizar el momento.


    A las 10:00 se da la salida  de la prueba de 50 km donde va a participar Ivan. a esa misma hora también salimos los que vamos a participar en el Genaro trail advance que consta de 27 km. En esta participamos  Txule, Antonio y yo.
   Bueno, falta media horita y hay que preparar muchas cositas. Además de vestirnos nosotros, tenemos que preparar la mochila en la que tenemos que llevar material obligatorio por tratarse de una prueba en semi-autosuficiencia. 400 calorías de comida, medio litro de agua, geles, venda, silbato,etc, etc,..
   Creo que ya lo tenemos todo preparado. Al final el cortavientos lo quitan de la lista. parece que hoy va a hacer algo de calor. De momento hace fresquito, pero el sol ya esta subiendo y se empieza a notar.
   Pasamos por el control de chip que nos da acceso al cajón de salida. La verdad es que somos bastantes. Todos equipados con lo que creemos necesitaremos en la prueba.
   Dicen por megafonia que quedan dos minutos. Ivan se acerca a desearnos suerte. Nosotros le deseamos el doble de suerte. Esperemos que el cuerpo le respete ya que ha venido un poco mermado. Ha estado malo esta última semana. ¡¡ Animo Ivan !!.
   Nosotros tres chocamos las manos. Esto va a empezar. Son 27 kilómetros pero se pueden hacer muy largos si cualquier cosita se pone en nuestra contra. El perfil parece que va a ser muy duro al principio pero el último tramo es en bajada que no se que es peor, je je je.
    Bueno pues la ventura acaba de comenzar. Salimos por las calles del pueblo con los aplausos de los que allí estan viendo la salida. No ha pasado un kilómetro y ya estamos por los senderos que nos llevan hacia las montañas donde se va a desarrollar la prueba.
   Comenzamos a saltar aroyos. Estos nos van a acompañar durante todo el recorrido. Pasado el  primer kilómetro saludamos a Ivan que esta parado en " la cuneta " soltando lastre. Un poco mas adelante me separo de mis compañeros para hacer lo mismo.
   Me uno de nuevo a la oleada de corredores que están empezando la primera de las subidas. Llevo a Antonio y a Txule a la vista y voy adelantando a corredores para llegar a su altura. Entre tanto Ivan me adelante a mí dándome ánimos. Le deseo suerte y le pierdo en la lejanía.
   Ya estoy con mis compañeros. Seguimos subiendo y por lo que vemos nos queda todavía bastante. Voy un poquito por delante de mis colegas. Me dicen que tire que ellos van a ir a ese ritmito. Me pienso si irme o quedarme con ellos pero su insistencia me hace girarme y despedirme de ellos. Suerte Txule.... Suerte Antonio......
   Voy subiendo a buen ritmo lo que hace que vaya adelantando a bastantes corredores. Los primeros kilómetros son casi todos de subida.  Llego a un pueblecito llamado patones donde tenemos avituallamiento líquido. Llevo mis dos botellas de medio litro casi intactas así que me paro para beber y continuo. una larga subida por una zona de pizarra bastante incomoda que hace que en ocasiones me tenga que agarrar con las manos.
   Después de esta subida tenemos varios kilómetros de bajada por una veredita por la falda de la montaña que nos va a hacer ir descendiendo hasta el cauce de un riachuelo. Por aquí se puede correr bastante, aunque con cuidado que es muy estrecha y a la mínima te vas para abajo.
   Llegamos al cauce y a correr se ha dicho. Me he quedado solo. Llevo a otro corredor bastante delante al que intento acercarme. Hay que ir saltando el riachuelo en muchísimas ocasiones. Los pies van empapados así que a chapotear. Seguramente se sequen con rapidez ya que el sol ya está apretando de lo lindo.
   Vamos a llegar al kilómetro 14 donde se separan los caminos de las dos distancias. Los de 50km por la derecha y los de 27 km por la izda.
   Desde aquí voy a ir casi todo el recorrido solo. Una larga bajada por otro riachuelo es lo que nos toca ahora. Voy bajando bastante bien. Dando saltos por las numerosas pozas y charcas que hay en el recorrido. Llego a una charca algo mas grande e intento pasarla por la izda. Piso y mi zapatilla resbala por lo que caigo al agua de cuerpo entero. Que fresquita está , je je je. Me levanto como un resorte y sigo corriendo. Voy lleno de barro. me limpio las gafas y me coloco la gorra. La mochila se me ha desabrochado. Vaya talegazo me he metido. Me empiezo a reír yo solo por que ha sido de película. Por suerte solo me he mojado y no ha habido que lamentar nada mas grave.
   Me pongo a la altura de un corredor que lleva unas Merrell minimalistas. Miramos a la derecha y los dos nos quedamos asombrados con el paisaje. El embalse de Atazar se ve casi entero. Es espectacular.
 

   Después de charlar un rato con él sobre el correr con ese tipo de zapatillas, me despido y continuo la bajada entre pinos teniendo mucho cuidado con las piedras, ramas y raíces.
   Comienzo la subida por un cortafuegos. Ahora si que aprieta el sol. hace muchísimo calor y la cuestecita se las trae. Mejor no mirar hacia arriba y subir pasito a paso.  Cuando llego arriba me doy cuenta que me he acercado a otro corredor y detrás de él comenzamos una bajada hacia el avituallamiento situado en el kilómetro 18. Aquí hay un control. Me pican el chip y me paro unos momentos a rellenar las botellas de agua e isotónica. También aprovecho para comer algo de chocolate, plátano y llevarme en la mano unas pocas gominolas.
   Salgo del avituallamiento y directamente comenzamos la subida por el último cortafuegos que tenemos en el recorrido. En lo alto se ve una antena que se va a convertir en mi objetivo mas inmediato. Aprovecho para además de comerme las gominolas, tomarme una glucosa e ir dando sorbitos al agua.
   El sol en este momento va apretando de lo lindo. Miro para atrás y veo a varios corredores distanciados unos de otros. Vuelvo a mirar apara arriba y veo que me queda poco para llegar a mi objetivo: ¡La antenaaaa!.
   Uffff, Ya estoy arribaaaaaa. Me quedan unos siete kilómetros de bajada, con alguna subidita no muy larga, para llegar a meta. Comienzo la bajada que es bastante pronunciada y en la que tengo que frenar varias veces para no acabar rodando "cortafuegos abajo".
   Continuo bajando viendo casi todo el tiempo el embalse a la derecha del pueblo. El camino que nos lleva a pueblo se ve bastante bien por ser se tierra blanca. Ya estoy llegando a la parte mas baja y veo que el Berrueco está en la parte de arriba lo que me hace pensar que me quedará una última subidita, je je je.
   Continuo por el camino y al mirar a la derecha veo dos balizas negras. Las que hemos llevado hasta el momento. Me parece que me equivocado de camino así que a dar media vuelta y a coger el bueno. No ha sido mucho pero no estoy para regalar.
   Justo antes de llegar a la subida, corta pero bastante pronunciada, me pega un tirón en la parte de atrás de la pierna. Se me queda tiesa. Me paro y comienzo a estirarla mientras bebo isotónico y agua por que creo que es por falta de sales. Parece que se me está pasando pero aun así no puedo subir. Un hombre baja corriendo y me ofrece su ayuda. Cogiéndome del brazo y casi a pata coja consigo subir hasta arriba. Le doy las gracias y vuelvo a beber.
   Al arrancar para comenzar a correr me da de nuevo pero esta vez en la otra pierna. Me faltan 300 metros y no soy capaz de andar. Me paro, estiro y me bebo todo lo que me queda. Otro hombre me coge del brazo y me dice: "Venga que tienes que llegar a meta".
   Que grande es lo que se vive en la montaña. Estas cosas no se suelen ver en  otras carreras pero aquí es algo normal. Todos saben lo duro que es la montaña y se ofrecen a ayudarte sin pensarlo.
   Poquito a poco retomo el poco camino que me queda. Comienzo andando acompañado de este hombre y poco a poco se me va pasando y comienzo a correr. Le doy mil gracias a mi ayudante. Ya veo el arco negro de Arelgo sports donde está situada la meta.
   Ya llego. Ya llego. He llegado. Saludo al cámara que me está enfocando. Me toman el control de chip. Mi tiempo es de 2 horas y 47 minutos y 35 de la general.

   Paso directamente a por algo de beber para continuar hidratándome. Ha hecho muchísimo calor y eso ha mermado las fuerzas de muchos corredores.

      Continuo andando y bebiendo. parece que los tirones han desaparecido y voy a una zona de sombra a esperar a mis compis.
      El primero que entra es Antonio. Ha acompañado a Txule hasta el km 18 y luego ha tirado para adelante.

      Después de saludarnos vamos a esperar al compi justo donde acaba la subida al pueblo.
     Ya le vemos llegar arriba. Le damos ánimos. Ya lo tiene muy cerca. Pues lo hemos conseguido los tres. Enhorabuena a los dos y en especial a Txule por que ha tenido unos problemillas de salud que parece que se están quedando atrás.

    Hemos acabado el Genaro trail advance sin ninguna incidencia destacable.
    Solo queda regresar a casa y contar a la familia lo increíble que es esta prueba. Esperemos estar el año que viene de nuevo aquí y si puede ser a la de 50km.

    Por último decir que de camino a casa nos enteramos que Ivan a tenido que abandonar en el km 30 por problemas estomacales. Buena decisión por parte de nuestro compañero que está curtido en mil batallas. Sabe escuchar a su cuerpo y tomar la mejor elección en cada situación. Ahora a recuperarse para la siguiente...
   Hasta la próxima que se las promete muy muy duras, je je je.

   Capi
  
   

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada